Ondas de calor en México cada vez serán más frecuentes e intensas

ondas de calor en Mexico cada vez seran mas frecuentes e intensasLa mayoría de los estados del país han registrado en las últimas semanas temperaturas extremadamente elevadas, que en algunas zonas han superado los 45 y hasta los 49 grados centígrados, lo que de acuerdo a los expertos se considera como ondas de calor u olas de calor.

Este fenómeno, que cada vez se resiente más en gran parte del territorio nacional, está influenciado directamente por el Calentamiento Global, que provoca que en México, aún en zonas que antes no padecían calores intensos, se registren temperaturas muy elevadas.

Hace varias décadas, durante primavera y verano, las altas temperaturas sólo se registraban en los estados del norte y sur-sureste del país; pero ahora, es común que en casi todas las entidades el termómetro supere los 30 grados centígrados, especialmente durante los meses de marzo, abril, mayo, junio, julio y agosto.

Al respecto, el doctor en Ciencias José Luis Bravo Cabrera, especialista en Cambio Climático y radiación solar, del Centro de Ciencias de la Atmósfera de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), aseguró que las ondas de calor cada vez serán más frecuentes en México y también serán más intensos los lapsos de calentamientos extremos.

Dijo que la tendencia es ligeramente creciente, aunque no necesariamente veremos el incremento de temperatura por año.

Explicó que una ola de calor u onda de calor se trata de una sensación agobiante y a menudo agotadora para cualquier ser vivo que no está acostumbrado a un ambiente particularmente caluroso, sin embargo, la definición puede variar de una región a otra debido a las condiciones climáticas donde la ola de calor se presenta, es decir, las temperaturas desde las que se considera una onda de calor en una región de clima templado son distintas en una zona de clima seco, con efectos similares.

Puso como ejemplo que en Ciudad de México las temperaturas de 35 a 37 grados centígrados se consideran una ola de calor, pero cabe destacar que no serían extremas para ciudades como Mérida o Hermosillo, donde llegan a más de 40 grados.

Dijo que en las ciudades también es frecuente que se presenten las llamadas islas de calor, esto es un fenómeno estudiado desde hace mucho tiempo, el cual depende de las condiciones meteorológicas, combinadas con falta de circulación de aire; éste se queda estancado y empieza a calentarse con la radiación solar ocasionada por tanto edificio y el color del pavimento que absorbe más radiación, así, el calor se queda acumulado y durante la noche no da tiempo de que se disipe, el resultado de esto es un calentamiento mayor en las ciudades que en los alrededores, donde fluye el aire y existen pastos y áreas verdes.

Abundó que en muchas ocasiones las ondas de calor ocurren en zonas geográficas que combinan temperaturas altas y elevados niveles de humedad, pero, por supuesto, también en lugares secos. Aquí también el tema del Cambio Climático ha sido discutido y considerado como un elemento que propicia y agrava las ondas de calor.

Efectos de las ondas de calor

De acuerdo con información de GeoEnciclopedia, las ondas de calor provocan que muchas personas sufran trastornos como consecuencia de la pérdida de sal a través de la sudoración excesiva, una respuesta natural del cuerpo para refrescarse.

Sin embargo, hay que saber que los trastornos ocurren cuando las personas se exponen al calor durante mucho tiempo, de tal forma que éste supera las condiciones idóneas para su edad y complexión física.

Algunos de los síntomas son:

Estrés por calor. La temperatura del cuerpo aumenta de forma rápida, por lo que la persona experimenta una sensación anímica de desgaste y malestar.

Quemaduras solares. Si una persona permanece durante mucho tiempo bajo los intensos rayos solares durante una onda de calor, con toda seguridad sufrirá quemaduras en la piel.

Sarpullido. Son erupciones de la piel (granitos o ronchas) que emergen en zonas cubiertas por la ropa o donde existe sudoración excesiva. Pueden estar acompañadas de inflamación.

Deshidratación. Es una consecuencia natural por la inadecuada hidratación y la pérdida de agua al sudar.

Síncope por calor. La persona sufre sudoración excesiva, deshidratación y vasodilatación periférica, lo que conduce a un síncope.

Hipertermia y/o golpe de calor. El cuerpo se ve imposibilitado para disipar el calor que obtiene. Muchas personas han muerto por estos padecimientos, por lo que es importante beber muchos líquidos y evitar permanecer a la intemperie en días especialmente calurosos.

Asimismo, los alimentos se descomponen con más facilidad y la gente puede padecer más frecuentemente de enfermedades gastrointestinales.

Pero este fenómeno, cambiante y aleatorio, también puede ocasionar la muerte; en mayo del 2015, en India, más de mil 700 personas murieron por temperaturas mayores a 43 grados centígrados.

En agosto del 2003, una intensa onda de calor ocasionó la muerte de 50 mil personas en Europa.

Mientras que en Estados Unidos las ondas de calor causan más muertes anuales que tornados, huracanes, inundaciones, terremotos y otros fenómenos naturales.

Y aunque de acuerdo a los especialistas en México no se recuerdan eventos de esta magnitud por las ondas de calor, sí es necesario implementar medidas preventivas, ya que este fenómeno, debido al Cambio Climático, cada vez será más frecuente e intenso en nuestro país.

Escribidor: Jorge Castañeda

Fundador, Editor y Director General foroambiental.com.mx

Imagen: Internet

 

 En Ciudad de México, Estados, Nacional
Notas Recomendadas

Dejar un comentario

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Start typing and press Enter to search

Mexico altamente vulnerable ante los efectos del Cambio Climaticoexigen a candidatos comprometerse con la Agenda Ambiental Minima