Generan electricidad con desperdicios de nopal en el DF

nopal-energia-foro-ambientalJóvenes emprendedores mexicanos desarrollaron una planta de biodigestión, capaz de generar electricidad con desechos orgánicos, como los del nopal, provenientes de mercados populares de la Ciudad de México.

Jahir Mojica Hernández, vocero de Sustentabilidad en Energía y Medio Ambiente (SUEMA), compañía dedicada al desarrollo de proyectos integrales para el manejo de residuos sólidos urbanos, resaltó que se instalará un biodigestor en el Centro de Acopio de Nopal en Milpa Alta.

Dijo que encontraron en los mercados un segmento interesante, “ya que ahí separan muy bien los residuos, gracias al programa de separación del gobierno del Distrito Federal, y son grandes generadores de residuos orgánicos que actualmente no tienen un tratamiento adecuado”.

En el proyecto del biodigestor, que consiste en aprovechar los residuos del nopal y valorizarlos para producir energía eléctrica, mediante un proceso de degradación biológica, participó la Secretaría de Ciencia y Tecnología e Innovación (SECITI) como promotor financiero, aportando 10 millones de pesos.

Mojica Hernández refirió que la planta “va a ser una de las llaves que abra la puerta a la tecnología de tratamiento de residuos”, tras señalar que cuando que se han planteado grandes proyectos en esta materia no avanzan porque se plantean a escalas inadecuadas o se politizan, “es mejor pensar en pequeño, poner los cimientos”.

Los proyectos de este grupo de jóvenes emprendedores tienen dos ejes: el tecnológico y el social, y por este último trabajaron más de un año con los habitantes y locatarios a fin de sensibilizarlos y demostrarles que los beneficios de este proyecto serán directamente para la comunidad.

De acuerdo con Mojica Hernández, el programa que ahora se desarrolla en el Centro de Acopio de Nopal es piloto y buscarán replicarlo en otros mercados de la ciudad como La Merced, Jamaica y otros 30 que cumplen con el requisito de la generación y pureza de los residuos.

Para ello, seguirán una mecánica de convencimiento social similar a la empleada en Milpa Alta y ya han tenido acercamiento de la Secretaría de Desarrollo Económico del gobierno de la Ciudad de México, que está a la expectativa de los resultados que se obtengan en Milpa Alta, pues de ello dependerá su apoyo.

Destacó que de parte de las autoridades capitalinas ha habido apertura para apoyar estos proyectos y lo que ahora buscará su empresa para instalar otras plantas, es que la Secretaría de Obras y Servicios local cubra la totalidad del financiamiento para construirlas en un esquema de inversión.

La intención es instalar una o dos plantas más el año próximo, pues de acuerdo con el vocero de esta empresa que pretende acercar a las comunidades a la sustentabilidad, existen los recursos suficientes para programas de este tipo.

Explicó que lo que pretenden es “generar un modelo de expansión tipo franquicia, donde podamos conseguir una inversión mixta con un modelo de negocios probado para una planta”, y así lograr la expansión de este programa.

Cabe destacar que el programa del biodigestor en Milpa Alta costará cerca de 15 millones de pesos, pero la meta es bajar 20 por ciento este nivel de inversión, “de lo que vamos a aprender con este programa vamos a ir haciendo una planta mucho más económica y con un modelo sin tanta investigación, sino simplemente como réplica”.

Los emprendedores que integran esta compañía trabajan en otros proyectos que tienen como base el aprovechamiento de residuos, uno de ellos es una planta en Querétaro, que funcionará a base de desechos de restaurantes y comedores. Este es un programa enfocado a la iniciativa privada.

Otro fue el diseño de las cajas de transferencia de residuos en la capital del país, para transformar las que se tienen y colectar los lixiviados generados por los desechos. Aunque el proyecto está en fase de estudio de los “jugos” de basura, el gobierno capitalino ya utiliza más de 30 de estos contenedores.

Mojica Hernández indicó que la idea es instalar plantas de generación de energía en los centros de transferencia, para aprovechar los lixiviados, pero ello se hará con base en el resultado de los estudios, y buscarán apoyo del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT) a fin de que invierta en una planta piloto.

SUEMA forma parte de Brilla México, iniciativa que impulsa y promueve el uso responsable de la energía y los recursos naturales. Como integrante de ella, Mojica Hernández destacó que este movimiento servirá de apoyo para que su proyecto y los de otras empresas tengan un canal de comunicación para ser escuchados.

Y abundó: “Necesitamos hacer equipo todos los empresarios que estemos en el sector, para que nuestra voz haga más eco y llegue a los oídos que tenga que llegar”.

Brilla México busca ser la voz de los emprendedores y generar en una conciencia social sobre el uso de las energías renovables y la eficiencia energética como un medio para hacer de México un país más competitivo.

(Con parte de información de Notimex)
Imagen: Internet

 En Ciudad de México, Consumidor Verde, Nacional
Notas Recomendadas
Showing 2 comments
  • Bertha
    Responder

    Pues a impulsar y hacer llegar a las autoridades corrrespondientes estos super proyectos para el bienestar de México

  • Ruth González
    Responder

    Talento hay lo que falta es apoyo para estas mentes brillantes

Dejar un comentario

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Start typing and press Enter to search

Contaminación del aireDerrames de hidrocarburos